Una ciudadrealeña entre los españoles que protestan en Hamburgo por no poder votar


Hamburgo ha sido una de las ciudades en las que la Marea Granate ha convocado hoy, 24M, concentraciones frente a las puertas de los consulados españoles debido a que muchos ciudadanos españoles que ahora residen en otros países no han podido ejercer su derecho a voto en estas elecciones locales y autonómicas. Hemos podido contar esta noticia gracias a los testimonios de Milagros Romero de Ávila, una ciudadrealeña que vive y trabaja como enfermera en la ciudad alemana desde hace más de un año. Hoy ha asistido a la concentración con su marido y un amigo suyo que ha ido a visitarlos a Alemania para solidarizarse con sus conciudadanos a los que, cómo ella nos cuenta, la burocracia les ha impedido ejercer su derecho al voto.

La concentración se ha realizado a las 12:00 en la puerta del consulado español en Hamburgo. “Había muy poca gente, unas 20 ó 25 personas, aunque la gente iba llegando con cuentagotas” afirma, pero también señala que no ha podido quedarse hasta el final de la protesta porque un amigo suyo y de su marido tenía que coger un vuelo hacia España y tenían que acompañarle: “Igual después han ido más”. También indica que “había dos de Podemos” y explica que “son una pareja que querían ayudar a otros españoles con sus problemas burocráticos hace un tiempo”.

 

¿Por qué se han quedado sin votar?

“Mucha gente no ha podido votar porque no les han llegado los votos, los cuales llegarían en una semana o dos más tarde”, nos cuenta Milagros, que también señala que “en las elecciones anteriores ya les pasó. Otra gente ha venido a partir de enero y para solicitar el voto desde aquí tenían que estar inscritos como residentes antes del 31 de diciembre. Entonces no han podido pedir el voto. Pero la gran mayoría se quejaba de que el problema principal es que los votos lleguen tarde. Nosotros los debíamos haber recibido antes del 4-5-2015. Lo recibimos el 18-5-2015 y

Fotografía: Milagros Romero de Ávila
Fotografía: Milagros Romero de Ávila

votamos el 20-5-2015″.

Esta enfermera ex trabajadora del SESCAM nos explica que “había un plazo: Antes del 19 se podían enviar los votos por correo al consulado” y que “presencialmente en el consulado se podía hacer el 20, 21 y 22 de 09h a 20h”. Tal y como ella misma lo cuenta, “el consulado los debía enviar a España el 21”.

Al preguntarle por qué son tan lentos estos trámites nos responde que no lo sabe pero apunta que “es bastante irregular porque yo recogí mi voto y el de mi marido y sólo me pidieron el DNI. Y en el consulado -continua- nos recogió los votos el cónsul sólo, no había más funcionarios. Los metimos nosotros mismos en la urna, luego los mandan a España y los reparten a cada comunidad para el recuento”.

 

“Es un poco raro que sólo estuviera él para recogerlos”

Le preguntamos sobre la posibilidad de realizar acciones irregulares como meter más de un voto por persona o que el propio cónsul pudiera manipular los votos, y los mecanismos existentes para evitar que eso ocurra y nos cuenta que ella y su marido no podían “meter más votos” porque el cónsul estaba con ellos “y no había nadie más”. Explica que no saben “si él -el cónsul- lo puede manipular porque la urna era igual que las de España. Y no sé si tenía que mandar sólo los votos o la urna entera”.

También le preguntamos si piensa que la causa por la que muchos ciudadanos no pudieron votar se debe a que no hicieron bien los trámites, y nos contesta que “el problema es que los documentos y los votos no les han llegado. Ellos lo solicitaron en el plazo pero no les ha llegado”.

¿Son importantes estas manifestaciones?

“¡Claro que es importante!” -exclama- El problema es que te sientes huérfano aquí y no se confía en nada en que se nos escuche y mucho menos que se nos haga caso. Creo que la gente está resignada -continúa- y por eso no van a este tipo de concentraciones (aunque es mi opinión)”, aclara. También dice que “muchos han venido rebotados y hartos de como funciona la burocracia española y no quieren saber más de esto (por lo menos de momento)”, señalando que esto último también es su opinión particular.

Para concluir esta entrevista realizada a través de whatsapp y por la que hemos podido acercarnos a este problema, le preguntamos qué propuestas ha pensado para solucionarlo. Nos señala las siguientes iniciativas:

1. Tomar en serio a los votantes emigrantes (como a todos los españoles)

2. Crear colegios electorales en los Consulados con las mismas normas y garantías que en España

3. Tener el mismo protocolo de recogida de votos que en España cuando se vota por correo, con funcionarios del Consulado, p.ej

Autor: David SanRoA

Mi primera experiencia con el periodismo fue con la Revista Redacción del IES Campo de Caltrava. Después de eso, y del taller de radio de la Universidad Popular de Miguelturra no pude parar. Creé La cueva del río en 2010 con el objetivo de llegar a convertirla en un sueño hecho realidad. Aprendo esta profesión en la Facultad de Periodismo de Cuenca y en El CRisol de Ciudad Real. Tuve un romance con la música. Ahora somos muy buenos amigos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *